A pesar de los rumores que dicen lo contrario se han instalado desde hace meses, el director de la CIA (Agencia Central de Inteligencia de los Estados Unidos), William Burns, ha afirmado que no hay pruebas de que el presidente de Rusia, Vladímir Putin, sufra una enfermedad grave; es decir que pueda comprometer su vida.

«Por lo que puedo decir, está demasiado sano», ha dicho Burns durante una rueda de prensa en el Foro de Seguridad de Aspen; declaraciones que fueron reseñadas en el portal web del diario ABC.

Vale recordar, que mientras Putin impulsa su invasión a Ucrania, se han difundido numerosas especulaciones que apuntan a la posibilidad de que el dirigente padeciese cáncer o párkinson. Teorías apoyadas por distintos vídeos publicados en redes sociales, en los cuales se veía a Putin actuar y moverse de forma extraña.

El jefe de Estado Mayor de las Fuerzas Armadas británicas, el almirante Tony Radakin, también desmintió los rumores que apuntan que la salud del presidente ruso se habría degradado o que este podría ser asesinado.

«Creo que algunos de los comentarios de que Putin no está bien o de que seguramente alguien va a asesinarle o a eliminarle, creo que son ilusiones», dijo Radakin durante una entrevista televisiva en la BBC.

«Como profesionales militares, vemos un régimen relativamente estable en Rusia. El presidente Putin ha sido capaz de aplastar cualquier oposición (…) y ninguno de los que están en la cima [del poder] tiene ánimo de desafiar al presidente Putin», añadió

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook35k
Twitter2k
Instagram480