El Gobierno de Estados Unidos ha confirmado este martes que sus científicos han conseguido una fusión nuclear con ganancia neta de energía, lo que posibilita una producción menos costosa y limpia en el medio ambiente. «Esto es solo el comienzo», ha asegurado la secretaria de Energía de EEUU, Jennifer Granholm, en una rueda de prensa junto a la directora de la Política de Ciencia y Tecnología de la Casa Blanca, Arati Prabhakar, y otros responsables gubernamentales y científicos.

El pasado 5 de diciembre, expertos del Laboratorio Nacional Lawrence Livermore de California lograron por primera vez una reacción de fusión nuclear con ganancia neta de energía, es decir, que produjeron más energía que la empleada en el proceso. La subsecretaria de la Administración Nacional de Seguridad Nuclear (NNSA, en inglés), Jill Hruby, afirmó en la comparecencia ante los medios que el pasado 5 de diciembre, cuando los científicos lograron la fusión nuclear con ganancia neta de energía, fue «un día importante para la ciencia».

«Alcanzar la ignición en un experimento de fusión controlada es un logro que viene tras 60 años de investigación global de desarrollo, ingeniería y experimentación», indicó Hruby. Explicó que, para conseguir esta hazaña, los científicos dirigieron 192 láseres contra un objetivo del tamaño de una palomita de maíz, en concreto a una cápsula con deuterón y tritón, a unos 3 millones de grados Celsius.

«Alcanzar la ignición en un experimento de fusión controlada es un logro que viene tras 60 años de investigación»

De esta manera, «simularon de forma breve las condiciones de una estrella y lograron la ignición», apuntó Hruby. No obstante, la directora del laboratorio de California, Kim Budil, matizó que todavía hay «obstáculos significativos no solo científicos sino tecnológicos» a la hora de tener fines comerciales. «Esto ha sido solo una cápsula que ha ardido una vez y para tener energía de fusión comercial se necesitan muchas cápsulas para lograr producir varios eventos de ignición de fusión por minuto», detalló Budil.

En ese sentido, calculó que se tardarán aún «unas pocas décadas» con un esfuerzo concertado de inversión y esfuerzos para poder construir una planta eléctrica que funcione con fusión nuclear. Por su parte, el viceadministrador de la NNSA para Programas de Defensa, Marvin Adams, recordó que la fusión es una «proceso esencial en las armas nucleares modernas y que tiene potencial para crear energía limpia en abundancia».

Aseguró que este hallazgo permitirá experimentos de laboratorio que ayudarán a los programas de NNSA de disuasión de armas, «sin pruebas nucleares explosivas». Asimismo, subrayó, «sustenta la credibilidad de nuestra disuasión demostrando al mundo un liderazgo en experiencia y en tecnología armamentística relevante».

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook35k
Twitter2k
Instagram480